Primera Consulta Gratis

Como Bienes Familiares entendemos aquellos bienes corporales o incorporales, de propiedad de uno o de ambos cónyuges, que en ciertas circunstancias, pueden ser considerados esenciales para la adecuada subsistencia de la familia, restringiéndose los derechos que sobre ellos corresponden a su titular, sea por una resolución judicial, sea por un acto unilateral de uno de los cónyuges.

La Declaración de Bien Familiar impide que el bien en cuestión pueda ser vendidos, arrendados o gravado (dados en hipoteca, o prenda si son muebles), sin la autorización específica y por escrito del cónyuge no propietario. Por esto, la declaración de bien familiar es una garantía importante para la familia, ya que, sin importar el régimen matrimonial en que los cónyuges se hayan casado, ni si el bien fue comprado o heredado, etc, si constituye la residencia principal de la familia, puede protegerse por esta vía para evitar que dicha familia quede sin un lugar donde vivir, por cualquier problema con el cónyuge propietario producto de la cual éste decida venderla o darla en garantía de créditos que ha contratado.

La declaración de bien familiar debe solicitarse al Tribunal de Familia, porque es un tema que le corresponde tratar a ellos. Puede ser solicitada tanto por quien es dueño del bien o bienes que se quieren declarar bien familiar, como por quien no lo es.

Esto se hace mediante una demanda, por lo que necesariamente debe hacerse con un abogado.

Contactenos, seriedad, responsabilidad y compromiso con mis clientes.

Facilidades de pago.

Horario atencion a publico de 9:00 a 15:00 horas.

Solicite hora al 65-2251050

WhatsApp chat